La historia del Pan Dulce

Muchas son las leyendas que se tejen alrededor del pan dulce y todas son muy parecidas; lo único que varía es el lugar donde se desarrolla la historia. Lo que sí se puede asegurar es que nació en Milán. Distintas son las características que presenta el pan dulce según la región donde se fabrica, por ejemplo:

Pan dulce de Venecia: Si bien el pan dulce de Génova o de Milán fue el primero y más tradicional, le apareció un fuerte competidor en la ciudad de Venecia: ¿En qué se diferencian? El original tiene una masa más firme y enriquecida por frutas y especias. El veneciano, mejor dicho el pandoro di Verona, es un bizcocho levado, de masa muy ligera y no lleva frutas, solo está espolvoreado con azúcar impalpable. 

El pan dulce de Lombardía o Milán: Este tipo de pan dulce tiene una masa muy elaborada, hecha con abundantes huevos, perfumada con cedrón abrillantado, pasas sultanas, cáscara de naranja, decorado con almendras tostadas y azúcar granulada. Su forma es más alta que la del pan genovés y su coloración más clara y rubia.

Pan dulce alemán – Stollen: Este tradicional pastel con nueces y almendras, remonta su origen también al siglo XV.

Y así, aunque la verdadera historia del pan dulce no se conoce con exactitud, se sabe que comenzó a extenderse notablemente, hasta convertirse en el postre típico de la mesa navideña. Este año te invitamos a que te animes a realizar tu propio Pan Dulce para compartir con tu familia en estas fiestas. Clase especial de Pan Dulce y Budines con masa madre el próximo 19 de octubre a las 14 hs.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *